El Norte de Extremadura: Sus Comarcas Naturales

Share on whatsapp
Share on facebook
Share on twitter
Share on telegram

El Norte de Extremadura

El norte de Extremadura es una región donde podemos encontrar gran cantidad de paraísos naturales, desgraciadamente, no siempre son conocidos. Y es una realidad, en cada una de sus comarcas encontramos una gran diversidad de lugares asombrosos que, además de que no son siempre conocidos, destacan por su gran belleza y la facilidad que tienen para dejarnos perplejos.
Muchos entusiastas naturalistas conocen esta región extremeña debido a su amplio patrimonio natural y ecológico, pero este territorio también destaca por su patrimonio cultural, el cual nos induce a un bello viaje en el tiempo provocado por lugares como la judería de Hervás o el Castillo del Siglo XIII de Granadilla.
A continuación descubrireis las comarcas naturales del norte de cáceres y sus características más importantes.

Comarca del Valle del Jerte

Es la comarca natural situada entre el Valle del Ambroz y La Vera, famosa por la época de los cerezos en flor, en la que sus campos se tiñen de blanco aproximadamente entre la
última quincena de marzo y la primera de abril.
Este Valle pertenece al Sistema Central, más concretamente situado en el Macizo de Gredos, siendo una desviación montañosa provocada por el basculamiento hacia el Norte, lo que provocó que el valle tenga una dirección Norte – Suroeste.
En este fantástico lugar podemos encontrar multitud de cascadas, miradores, zonas para bañarse y rutas de todo tipo para desconectar del estrés cotidiano y conectar con la naturaleza en su estado más puro.

Valle del Jerte – Foto por Juan Blanco Photography

El Valle del Ambroz

Esta comarca nos deja unos paisajes verdaderamente impactantes debido a la gran diferencia de altitud que encontramos (entre los 2.100m y los 400m), esto provoca que, sin duda, sea una de las comarcas más bellas del Norte de Extremadura.
Aquí podemos encontrar pueblos preciosos como Hervás, Baños de Montemayor, Abadía o Segura de Toro. Además, en este Valle se celebra el Otoño Mágico, una fiesta que nos deja una apasionante gama de colores cálidos que cubren la sierra, junto con espectáculos, música y buena comida.

En el Valle del Ambroz, también el senderismo tiene un papel importante. También destaca la gastronomía y el patrimonio histórico de la región así como por su puesto su gran riqueza en patrimonio natural: La chorrera, el castañar gallego de hervás, el pinajarro

El Valle del Ambroz, situado en el Norte de Extremadura

Comarca de Trasierra – Tierras de Granadilla

En este caso hablamos de una comarca con una gran historia detrás, siendo el municipio de Granadilla una vieja villa de origen feudal en la que encontramos una muralla rodeando la misma. Fue fundada por los musulmanes aproximadamente en el siglo IX, y desde 1980 ha sido declarada Conjunto Histórico Artístico.
Actualmente está deshabitada, ya que se declaró que existía riesgo de inundación, por ello, sigue estando en un proceso de rehabilitación.

Esta zona está habitada por ciervos, es popular en la zona la berrea, un periódo en el cual los ciervos están en celo y emiten sonidos denominados berreos. También llevan a cabo luchas rituales meiante las cuales tratan de adueñarse de un territorio.

Granadilla – Foto por Luis Rey

La Vera

No se considera una comarca administrativa, pero a lo largo del tiempo diversas instituciones la han catalogado como una excelente comarca histórica y natural, se trata de una de las más bellas del Norte de Extremadura. Al igual que en el Valle del Ambroz, en esta comarca se ha generado un clima local bastante suave debido a la proximidad a las montañas, lo que significa que es menos frío en invierno y menos cálido en verano.
Entre la gran masa natural de esta provincia, encontramos diferentes núcleos urbanos muy rurales formados por una característica arquitectura popular.
Algunos lugares de interés en esta comarca son: Villanueva de la Vera (Conjunto Histórico Artístico), el Puente de la Garganta de Cuartos, los Jardines de Losar de la Vera, el Entorno Natural de la Garganta de Alardos y la Chorrera del Diablo.

Atardecer en Jarandilla de la Vera – Foto por vpogarcia

Sierra de Gata

Se trata de la comarca más al Oeste del Norte de Extremadura, de hecho, una parte de su territorio colinda con Portugal.
Es muy visitada por aficionados a la ecología y la geografía ya que esta comarca posee una naturaleza muy poco interferida por el hombre, siendo uno de los lugares más “vírgenes” de España en cuanto a la naturaleza, además de ser un lugar perfecto para los aficionados a la micología.
En cuanto a sus pueblos, todos gozan de una estética y esencia puramente rural (Trevejo, San Martín, Gata, Hoyos…)

Amanecer en el Valle Del Árrago, Sierra de Gata – Foto por: Elena Manso

Las Hurdes


Se trata de la comarca situada más al Norte de Extremadura, surcada por cinco ríos afluentes del Alagón.
Su lugar más turístico es sin duda el meandro El Melero, un asombroso giro efectuado por el río Alagón, visitado por miles de turistas todos los años. En segundo lugar,
encontramos el Chorreón del Tajo, situado en el municipio de Caminomorisco, se trata de un salto de agua del río Alavea seguido de una vertiginosa ruta natural, sin duda una caminata para los más aventureros.
En cuanto a los pueblos, encontramos asentamientos rurales rodeados de una densa vegetación: Casares de las Hurdes, Casar del Palomero, Ladrillar, Nuñomoral… todos ellos con preciosos paisajes que contemplar.

Meandro Melero, Las Hurdes – Foto por Jose Luis RDS